Cultura Cervecera

6 Mitos y verdades de la cerveza

Por: Cervecería Polar

, , , , , , , , ,


Mitos y verdades de las cervezas por Cervecería Polar

Con tantos años desde su creación, la cerveza ha ido acumulando varios mitos en la cultura y hoy aclararemos algunos de ellos:

Mitos cerveceros

1. Barriga cervecera: ¿la cerveza engorda? Contrario a la creencia general, como te explicamos en este artículo → la cerveza tiene pocas calorías; así que no hay una relación directa entre el aumento de masa corporal y esta bebida. La cerveza no engorda pero todo depende de tu metabolismo. Un consumo moderado de birras y la combinación con los alimentos adecuados, no será nunca responsable de esa barriguita.

2. Nada mejor que una birra con velo de novia: todos deseamos una birra tan fría que puedas ver la botella blanquita, pero esta característica puede ser una señal para saber que la cerveza se congeló. Recuerda que una vez que tu cerveza se congela pierde parte de sus propiedades y características: aroma, sabor, amargor. Por eso, te aconsejamos que la mantengas entre 2° y 5°C.

3. La cerveza es buena para el ratón o resaca: no queremos promover que tomes tanto como hasta llegar a un estado de ebriedad, pero es cierto que siempre escuchamos decir: “si tienes ratón, tómate una cerveza y se te pasa”. Es falso, las birras no quitan la resaca, puede parecer que sí porque te brinda componentes como agua, vitaminas y minerales, pero ojo, el malestar que te da al beber en exceso pasa porque tu cuerpo ya no lo puede procesar más; así que, si al tener resaca tomas cerveza, te estás sobresaturando, a menos que se trate de una cerveza sin alcohol.

4. La cerveza de lata sabe distinto a la de botella: para cada marca la cerveza es la misma pero en diferentes envases, no sabe mejor la de lata o la de botella, todo es cuestión de cuál prefieras al tomar. Pero sí hay diferencias y es que la lata (aluminio) puede transmitir variaciones de temperaturas con mayor facilidad que el vidrio, por otro lado el vidrio permite la entrada de luz, así que es muy importante que leas → cómo conservar tus cervezas para tener siempre el sabor optimo.

5. La cerveza no combina con comida: como toda en la vida, se trata de ir probando y descubrir qué combinaciones te gustan más de la birra con la comida. Pero si algo sabemos es que la cerveza es versátil, te ayuda a abrir el apetito, tiene menos caloría que muchas otras bebidas y combina con comidas picantes, ácidas o carnes. Si todavía tienes la duda, mira aquí → 5 razones para comer con cerveza.

6. Cuando tomas cerveza, si vas al baño una vez, vas muchas veces: esto es un poco cierto y es normal, de hecho te pasará con cualquier bebida. No hay un número de cuántas cervezas hacen que vaya al baño, pero a diferencia de otras bebidas alcohólicas, la cerveza tiene más contenido de agua y por eso, si te excedes, podrá parecerte que te dan ganas de orinar más veces, pero es solo es el curso natural del cuerpo cuando ha consumido líquidos.

 

Estos son apenas algunos de los mitos alrededor de la birra, compártelo para que todos se enteren de estos datos de la cerveza y aclaren las dudas. Si conoces otros mitos y quieres que hablemos de eso, déjanos el comentario abajo y seguro lo incluiremos en un próximo artículo.

 


Foto: Roberto Mata

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenido a Combina con una Polar